Una condición para que la persona que se está educando alcance un grado adecuado de desarrollo personal posible parece ser la aceptación de la realidad que, demasiadas veces, se ve sustituida por meras opiniones no contrastadas. Si las palabras se vacían de su contenido objetivo para llenarse de la significación que cada uno les da, se acaba haciendo imposible el diálogo; el hombre se ve reducido a un mero juego de impulsos primarios, sensitivos, en definitiva, exclusivamente al ámbito biológico. Siguiendo el conocido ejemplo de Ortega y Gasset referido a lo que ocurre cuando desde distintos puntos de vista dos hombres miran el mismo paisaje, coincidimos con él al declarar sin sentido esta forma de pensar que puede llevar a considerar que la perspectiva del otro ha de ser falsa por ser distinta; ahora bien, aunque distintos observadores vean un objeto desde distintos ángulos, ¿el objeto tendrá unas propiedades impropias independientemente de cómo sean observadas? ¿Por el hecho de ser percibido visualmente de distinta forma según diferentes observadores el objeto tendrá simultáneamente diferentes formas? Si no aceptamos la existencia de una realidad que exista independientemente de cómo sea percibida, ¿Qué sentido tiene investigar si todas las conclusiones, aun contradictorias son aceptables? Estas consideraciones nos llevan a la consideración de la ideología pedagógica más de moda en la actualidad, que está presente en numerosas leyes educativas de distintos países. Nos referimos al constructivismo. La forma en que se utiliza o se invoca alcanza gran diversidad, pero es posible reconocer un sustrato común, un hilo de continuidad , que representa la identidad de esta epistemología. Probablemente la forma más directa, y a la vez más económica, para expresar el sentido del constructivismo acuñada por Gregory Bateson (1972): La realidad es cosa de fe. La frase no deja dudas: es la intervención humana la que otorga existencia. La idea de una realidad que está allí , sin depender de nuestra voluntad, no tiene cabida en esta concepción.

Paul Watzlawick (1981) tampoco se queda en eufemismos y afirma: real es, al fin y al cabo, lo que es denominado real por un número suficientemente grande de hombres. En este sentido extremo, la realidad es una convención interpersonal. Por su parte, Humberto Maturana y Francisco Varela declaran: Todo lo dicho es dicho por alguien. […] Una explicación siempre es una proposición que reformula o recrea las observaciones de un fenómeno en un sistema de conceptos aceptables para un grupo de personas que comparten un criterio de validación. Se trata de buscar colectivamente la mejor solución que garantice la convivencia, aunque no sea posible alcanzar la verdadera, pues todas son relativas.

Maturana lo exprea con toda claridad cuando concluye que el observador se encuentra a sí mismo como fuente de toda realidad. Los hechos no tienen peso propio. Las conductas, los fenómenos y los objetos no poseen de suyo un valoro un sentido. No hay una relación forzosa, obligada o natural entre los hechos y la significación que adoptan en un contexto particular. Son los hombres, los grupos o las sociedades los que le otorgan o le niegan sentido a los hechos. La realidad de un edificio, de un paisaje o de una reunión social no está en ellos, sino en la manera de ser percibidos por cada ser humano. En resumen, no existen en sí mismos. Ante esto cabe preguntarse: ¿Qué es la realidad? ¿Existe una mesa, un río o cualquier otra realidad, independientemente de la apreciación o valoración que le den las personas? Más aún: si nosotros no hubiéramos nacido, ¿No existirían en sí mismas las montañas, los ríos, los árboles, la tierra, el Imperio Romano, la poesía…? ¿O su existencia depende precisamente de mi nacimiento, o del nacimiento de todas las personas que, en una mesa redonda o reunión social, hablamos sobre esos seres y hechos?

Fuente: Educación personalizada: principios, técnicas y recursos. Bernardo Carrasco (Coord.)

 

Paula Lara Domínguez

Docente y traductora 

paulalaradominguez@gmail.com

(+34) 655301305

laratranslations.webnode.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s